Living en el exterior

Escrito por Claudiamartin 21-11-2015 en hierro forjado. Comentarios (0)

Sabemos que los veranos son para vivirlos y disfrutarlos.

Ahora que el invierno ha entrado en hibernación, podemos deleitarnos de agradables meses de días soleados y noches cálidas.

Los exteriores de una casa están pensados para ser disfrutados, momentos de relax, lecturas bajo el sol, desayunos en el exterior, reuniones con familia y amigos.

Con las opciones que se encuentran en el mercado, es más fácil que nunca transformar y obtener el máximo provecho de nuestros espacios de vida al aire libre, patio, balcón, terraza, quincho.

Encontramos diferentes opciones prácticas para crear espacios que reflejan nuestro gusto y confort, borrando los límites entre el interior y exterior.

Para que el entorno sea acogedor, solo hay que escoger los aliados perfectos: sofás, mesas, sillas, almohadones, macetas y el adorno que más te guste.

La clave está en improvisar y disfrutar!!

Con el buen tiempo, las tardes de té, las picadas, los aperitivos y las sobremesas, se trasladan al jardín o terraza.

Nada mejor que los muebles de ratán, madera, teca, hierro, aluminio y para acompañar… la dulzura de las flores.

Muebles de hierro forjado

Con marcos y bordes curvos, el hierro forjado es una opción atractiva para los muebles de exterior.

Si se lo deja a la intemperie suele oxidarse con facilidad. Por lo que es mejor pintarlo de blanco, negro, algún color de nuestra elección o barniz mate para darle un acabado natural.

Aluminio moldeado

El metal es ligero y duradero, requiere poco mantenimiento y no se oxida. La mayoría de los modelos están fabricados en fundición de aluminio, de estilo similar a los antiguos muebles de hierro forjado, pero son mucho más livianos.

Hay otros modelos en versiones modernas.

La gran ventaja de este material es que no necesita mantenimiento, no hace falta repintarlos todos los años, porque no se oxidan y además no manchan el suelo, el lugar donde se apoyan. 



Teca

Uno de los mejores materiales para muebles de exterior. La teca es una madera proveniente de Indonesia, posee naturalmente grandes cantidades de resina, se caracteriza por ser resistente al exterior, no se pudre ni se llena de moho.

Con el tiempo, se convertirá en un acabado gris natural, que es parte de su belleza. El color original se puede restaurar mediante la aplicación de aceite de teca, la aplicación es sencilla y le otorga una gran protección ante el ataque de insectos o de la lluvia y el sol.

Mimbre o ratán

Ofrece el aspecto real de la naturaleza. Normalmente tejido en torno a una estructura de metal, estos materiales son fuertes, pero si se mojan, destiñen. Lo cual es conveniente barnizarlo o pintarlo de colores cálidos en tonos pasteles o estridentes como un ácido naranja, amarillo intenso, azul eléctrico,….. 

Para complementarlo usa telas ligeras como algodón o lino.



Madera

Una de las mejores opciones es el fabricado en madera de incienso, ya que la calidad de la madera soporta muy bien los cambios climáticos.

Diferentes modelos y la buena terminación, hacen que sea una opción interesante para decorar el jardín.

Para el cuidado, generalmente se usa el cetol, que resiste muy bien la intemperie y el mantenimiento es muy sencillo, también se lustran con poliuretano, barniz o laca.

Los fabricados en madera de guatambú, son muebles más económicos, pero no son aptos para que se expongan en su totalidad a la intemperie.

     

Estructura de ladrillos o cemento

Si ya elegimos el área designada para un espacio de relax, una estructura de material, sea en ladrillo a la vista o un acabado en cemento bolseado es una de las opciones más prácticas para crear un sofá. Es importante designar el área adecuada, ya que no se va a poder mover del lugar, quedará fijo.

Unos almohadones para sentarse y apoyarse, le dan un toque alegre y elegante.

Telas para exterior

Elegir los textiles, la combinación de colores y estampados es muy entretenido.

Hay telas que son fabricadas especialmente para soportar los diferentes cambios climáticos, y no nos tenemos que preocupar si nos olvidamos los almohadones afuera si está lloviendo o si hay un sol intenso, que no se destiñan y decoloren.

Se fabrican sillones con este tipo de telas, si esta es la elección que deseamos colocar en nuestro espacio exterior, son de fácil lavado.

    

  

Un espacio abierto

Habilita un área para uso exclusivo de tu descanso y relax. Un buen sofá, o sillón, una mesa auxiliar y ya tenes lo imprescindible para deleitar un libro al aire libre.

     

      

Punto de apoyo

Una bonita silla en metal o madera, puede añadir un toque de originalidad

al lugar. Usala para apoyar un macetero que cree contraste por su color o forma.

   

Rincón Zen

Si queres añadir un plus decorativo a tus exteriores, proba incluir velas y figuras decorativas que promueven calma y tranquilidad.

“La iluminación nos ayudará a crear sensación de amplitud y un ambiente más íntimo”

      

    

Saludos.

Claudia Martin   

Diseñadora de Interiores  

Diseñadora en arreglos florales